El disparo de Medina Galeote

Tres semanas encerrado mañana y tarde. 280 metros cuadrados. Rotuladores acrílicos verdes, rojos y negros. Un mural desolador. Un trabajo sobre la barbarie. Un mal trago para el espectador. Un espejo donde reflejar la vida como un campo de batalla. Y en esas entra un grupo de niños. Van camino de los talleres didácticos y se detienen frente a las paredes. Y empiezan a aplaudir. Y la cabeza de José Medina Galeote entra en el programa de centrifugado.

Doble o nada (2011) Tinta sobre papel 20×14 cm Serie de 50. José Medina Galeote
Doble o nada (2011) Tinta sobre papel 20×14 cm Serie de 50. José Medina Galeote

«Ha sido un proyecto muy exigente para mí, me ha dado mucho que pensar: sobre la sociedad, sobre la pintura, sobre mi propio trabajo… Y cuando sucedió la anécdota de los niños, vi que iba por el buen camino, porque quería mostrar parte del horror actual pero con una apariencia cercana a los dibujos infantiles», reflexionaba ayer Medina Galeote al hilo de la muestra ‘Artista invisible dispara’, el proyecto que hoy se inaugura en el Centro de Arte Contemporáneo de Málaga (CAC Málaga).
En su nueva propuesta, Medina Galeote (nacido en Gerona en 1970 y afincado en Antequera desde su niñez) se mantiene fiel a un lenguaje plástico muy cercano a la estética del camuflaje. Una puesta en escena de inspiración bélica con la que busca ir más allá: «Pretendo reflexionar sobre lo que se intenta esconder para luego mostrarse para luego volver a ocultarse. Quizá resulte un asunto muy abstracto, pero se trata de un concepto que está presente en muchas circunstancias y actitudes de la vida cotidiana, donde casi nada es lo que parece».
Y justo eso sucede con el trabajo realizado de forma específica por Medina Galeote para el Espacio Proyectos de la institución municipal. A primera vista, su mural ofrece una impresión cándida, casi inocente. Y sin embargo, el espectador que se detenga en los detalles, sobre todo en los pequeños dibujos medio escondidos entre las grandes escenas (de nuevo el camuflaje), ese visitante se topará con estampas más duras. Crueles. «Tanques, aviones, accidentes… El proyecto esconde grandes dosis de violencia», advertía el creador.
«Con la pintura de José Medina Galeote, el Espacio Proyectos del centro se convierte en un gran lienzo que envuelve al espectador. El visitante queda en medio del cuadro y tiene una sensación muy poco usual, ya que lo habitual es enfrentarse a la obra frente a frente, mientras que Medina Galeote lleva al espectador al centro de su cuadro», apostillaba el director del CAC Málaga, Fernando Francés.
De este modo, el camuflaje también toca al espectador, tal y como apreciaba Francés: «Medina Galeote tiene la voluntad de convertir el muro en una escultura, en un espacio en tres dimensiones empleando la pintura dentro de la pintura». Una espiral que deja al espectador aturdido. Desorientado. Pensativo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close